Vergüenza nacional

La Ilustre Municipalidad de  San Antonio según Acuerdo Nº 116 de la  sesión ordinaria. 10/ 2017 , (textual) el concejo municipal por 5 votos a favor de los concejales Fernando Núñez(PS), Danilo Rojas(RN), Mónica González(UDI), Esteban Hinojosa(IND DC), y del alcalde Omar Vera y 4 en contra de los concejales, Luis Ordenes, Manuel Manzo, Jorge Jorquera, Maximiliano Miranda, aprueba el otorgamiento de condecoración en el estandarte de la Escuela de Ingenieros Militares de Tejas Verdes, con la Medalla Municipal honorífica a dicha Institución.

Dicha medalla será entregada el próximo 18 de septiembre del 2017, en el desfile a las Glorias del Ejército. según consta en el acta respectiva, transcrita por Carolina Pavez  Cornejo, secretaria municipal Ministro de Fe.

El  deshonroso acuerdo  no es tan simple, la des - memoria raya en la máxima impudicia, ofendiendo a las víctimas de ese centro de torturas, que aún esperan una justa  reparación.

Fueron los soldados de esta Escuela Militar el 11 de septiembre de 1973, los primeros en llegar al Palacio de la Moneda, bombardeada por los aviones de guerra de la Fuerza Aérea,  destruyendo todo a su mortal paso, Incluyendo el suicidio del Presidente Salvador Allende, quien no aceptó rendirse ante el  cruel Golpe de Estado.

El “Mamo”, ideólogo y  fundador de la Dirección Nacional de Inteligencia (DINA) Comandante de la Escuela, organizó en sus dependencias el más poderoso centro de terrorismo de Estado, ejerciendo un poder absoluto en el país, a tal grado que hasta sus propios compañeros de armas le temían.

“En el despertar de los cuervos. El origen del extermino en Chile”,  del escritor Javier Rebolledo, señala claramente como en los subterráneos del casino de oficiales, se torturaba a las presas y presos políticos, bajo la personal supervisión del protegido del general Pinochet, y sus adláteres.

De esa misma Escuela Militar, nace la sucursal “Las cabañas de Veraneo,” en Santo Domingo, donde el ex Alcalde de Providencia, teniente Cristian Labbe, oficiaba de instructor, preparando  a los agentes del terror.

La inconsecuencia tiene su  máxima expresión, con este abominable acuerdo.

Recordemos  el pasado acto conmemorativo que la Ilustre Municipalidad, realizó en el frontis del edifico Consistorial, al promulgarse la ley que crea el Día Nacional del Trabajador Marítimo Portuario, el 22 de septiembre, en memoria de los dirigentes sindicales, detenidos y torturados en Tejas Verdes,

Armando Jiménez  Machuca, Héctor Rojo Alfaro, Guillermo Álvarez Cañas, Samuel Núñez González, todos portuarios, además de los dirigentes de PS, Raúl Enrique Bacciarini, y Fidel Alfonso Bravo A, detenidos en la escuela militar, fueron acribillados por la espalda, aplicándoles la ley de fuga, cuando eran trasladados a Bucalemu. (Bando N°26)

La maldad no tiene límites, al mando del comandante y sus oficiales.

Varias  estudiantes liceanas de 14, 15 y 16 años fueron torturadas y violadas, en el recinto militar. Se les aplicaron todo tipo de vejámenes, electricidad, golpes, parrilla, submarino, hasta introducirle ratones por la vagina, según relato de las victimas en el libro de Javier Rebolledo investigador de estos abominables crímenes.

Olga Letelier, Ana Becerra, Mariela Bacciarini, Lilian Farías, son testigos sobrevivientes de la época  negra que un cuerpo militar armado tuvo que soportar antes superiores con mentes desquiciadas que bajo el velo protector del Dictador, hacían y deshacían con la vida de estas infantas, las que jamás podrán perdonar.

Se olvidan los señores concejales de los operativos que realizaban los soldados en las poblaciones, atemorizando a los moradores y deteniendo a diestra y siniestra, sin importar edad, niños, mujeres y ancianos, la idea era mantener a los residentes en pánico permanente, sumisos, sin dignidad alguna como ser humano.

Aunque vivíamos con la bota de los “valientes soldados”  sobre nosotros, siempre fuimos capaces de sembrar la semilla de la libertad.  La ciudad entera se puso de pie, para manifestar su total repudio a los asesinatos, de jóvenes estudiantes universitarios, como fue el doloroso caso Mario Martínez Rodríguez, dirigente de Usach, que fue lanzado a las  aguas de las playas de Santo Domingo,

Juan Emilio Cheyre, Comandante en Jefe de Ejercito, de Chile, tuvo el gesto de reconocer ante el país, los errores y horrores cometidos en dictadura con “El nunca más” que permitió una nueva doctrina al interior de sus sub ordinados. Lo que no lo exime de sus responsabilidades en las violaciones de derechos humanos cometidas, por lo que hoy se le juzga.

Aún es tiempo de revocar el desatinado acuerdo municipal, al menos hasta cuando la Escuela de Ingenieros Militares de Tejas Verdes, demuestre con hechos su total arrepentimiento y pida público perdón por los crímenes que se le imputa.

Por de pronto la Corte de Apelaciones de Valparaíso, acogió un recurso de protección presentado por la Agrupación de Presas Políticas y de la  Fundación para la Memoria de San Antonio  “ordenando la suspensión de la entrega de dicha presea”.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas