Codelco, un lujo de la minería chilena que debemos cuidar y proteger

Las recientes declaraciones del Contralor General de la República respecto de Codelco hacen necesario un llamado a tener en mente cuál es el contexto en el cual se desenvuelve el debate. La minería del cobre es de enorme importancia en la producción de ingresos fiscales. Además, genera alrededor de un millón de empleos directos e indirectos, lo que conlleva una significativa demanda de profesionales y técnicos de alta calificación académica. Difícilmente podríamos tener como país las capacidades técnicas y profesionales si no tuviéramos la minería del cobre.

Codelco es un lujo para la minería chilena en el mundo. Representa el holding chileno en el mercado global del cobre, que aporta a nuestra imagen, mostrándole al resto de las naciones que Chile es un país serio y capaz de relacionarse con inversionistas extranjeros, sin nepotismo como se da en otros Estados.

Las proyecciones futuras de reservas disponibles, indican que CODELCO puede seguir aportando recursos a la nación, al menos, por los siguientes 70 años. En consecuencia, ha sido y seguirá siendo una empresa estratégica y componente clave del principal sector de la economía chilena.

Pero el Estado chileno debe ser un mejor dueño para Codelco. No perdamos de vista la mala práctica del pasado, especialmente del gobierno anterior, de no invertir en la empresa. Afortunadamente, el actual gobierno fue estratégico al tomar la decisión de realizar una capitalización. Sin embargo, la capitalización no sanea financieramente del todo a le empresa ni es la solución definitiva al fortalecimiento que necesita.

Chile debe proponerse seguir siendo el principal productor de cobre del mundo y para ello necesitamos un Codelco fuerte, que pueda competir contra las empresas privadas de igual a igual, con libertad operativa.

Pero este modelo de desarrollo se deteriora si no resguardamos la libertad operativa que Codelco necesita. Se deteriora también la imagen internacional de Chile frente a los inversionistas si disminuimos a la institución con la manera en que se está dando el debate sobre las facultades de fiscalización de Contraloría sobre la minera estatal. Chile, de cara sus negocios e inversiones, necesita mayores grados de sobriedad, responsabilidad y rigor en este debate.

Es fundamental velar por un mejor control de gestión, probidad, transparencia y combate de la corrupción. Esto se ha logrado a través del nuevo gobierno corporativo de la minera estatal, el cual ha recibido reconocimiento internacional en temas de transparencia y estándares éticos. En ningún caso se han cuestionado las facultades de fiscalización de Contraloría. Sin embargo, si la fiscalización que ejerce Contraloría entra a cuestionar en el mérito técnico de las decisiones operativas de empresas estatales, la compañía pierde la competividad que necesita.

Codelco es un activo muy importante que pertenece a todas y todos los chilenos, por lo cual es de máxima importancia mantener el liderazgo que esta empresa tiene y asegurar su proyección futura en el mercado.

Es justamente dada su importancia y rol estratégico que el Estado de Chile ha invertido en la modernización de su estatuto orgánico, la reforma a sus normas de gobierno corporativo y su reciente capitalización extraordinaria.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas