Cómo desconectarse del trabajo en vacaciones

Dentro de las consultas más frecuentes por personas con un alto nivel de demanda, está el cómo desconectarse del trabajo en vacaciones. Además, es un problema muy frecuente en todo tipo de empresas y organizaciones, donde las personas son contratadas con dedicación a tiempo completo y parecería que esto, en algunos casos, impide disfrutar del descanso reparador.

Antes de irte, programa en tus mails un anuncio automático de vacaciones, el clásico recurso aplicado por muchos, es un arma eficaz para alertar a los demás que estás descansando. Redacta un anuncio corto, siguiendo un lenguaje coloquial y relacionado con el que utilizas frecuentemente. Prográmalo desde el día previo a tu salida, y desactívalo dos días después de volver. Establece una persona de backup para asuntos muy urgentes. 

Se recomienda silenciar todos los grupos de mensajerías instantáneas de temas laborales. Tres días antes de tus vacaciones, enviarás un aviso de vacaciones en tono coloquial y cordial en todos los grupos de mensajería, como WhatsApp o similar. Si lo deseas, también puedes hacerlo en los demás grupos personales. 

Otro consejo esencial es tener siempre una libreta y bolígrafo a mano, ya que te permitirá limpiar tu mente de cualquier perturbación de trabajo. Cuando tengas ideas o temas pendientes, apúntala de inmediato en tu block de notas, con palabras breves, fecha y hora y retomarás este tema a tu regreso. 

Para los adictos al trabajo es necesario entrenarse en evitar cualquier tipo de llamado laboral durante vacaciones. Si necesitas sí o sí tener algún contacto, puedes buscar una franja de una hora por semana para concentrar tu conexión con lo laboral, aunque lo ideal es que lo evites por completo.

Será necesario preparar al equipo para que sepan que será el único momento y que, por cada problema, presenten al menos tres soluciones. Verás cómo te ayuda a descargarte de más del noventa por ciento de las decisiones. 

Por último, busca en tu equipo una única persona que sea la que centralice cualquier tipo de comunicación contigo. Si no tienes un asistente, combina con un colega; que todos sepan que será la persona autorizada para transmitirte cualquier tema que ella o él evalúen como indispensables e importantes. 

Asumirás el reto de no implicarte en redactar tus contratos, informes, cotizaciones o cosas que requieran de tu tiempo. Lo máximo que podrías hacer - en tu hora semanal - es una revisión de materiales indispensables e impostergables que te envíen ya elaborados. 

Con estas claves ya estarás mejor dispuesto para disfrutar de las vacaciones, organizando tu tiempo en forma eficaz. Pruébalo durante varios días seguidos, ya que sólo así sabrás si te funciona. 

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas