Una oferta irresistible

En medio de la polémica entre el Comité Olímpico Chileno con la Asociación Nacional de Fútbol Profesional de Chile por los Juegos ODESUR hay espacio para visualizar una extraordinaria oportunidad.

En la presentación del Comité Organizador del Campeonato Mundial de Fútbol Sub 17 del año 2015, el presidente de la ANFP Sergio Jadue ha ofrecido la capacidad de gestión del fútbol chileno para apoyar a las federaciones, asociaciones y clubes deportivos afiliados al CCOO y colaborar en la gestión de sus propios giros deportivos de cara a una mejor preparación para los Juegos ODESUR.

Conociendo el espíritu y compromiso país de los dirigentes del fútbol chileno, estoy seguro que no sólo habrá coordinación de horarios sino toda la colaboración posible para que los ODESUR tengan el éxito y posicionamiento público que la magnitud del evento demanda .

Después de estar involucrado activamente en el deporte amateur y profesional, en Santiago y Provincias, en el fútbol y en otros deportes federados, soy un convencido que la asignatura pendiente más importante del deporte chileno es la gestión de los clubes, asociaciones y federaciones.

En Chile sobra infraestructura deportiva. Sin embargo, carecemos de capacidad de gestión adecuada que permita explotarla para beneficio concreto de los ciudadanos.

La gestión de los clubes, de las asociaciones y de las federaciones es pobrísima. Pero no podemos discriminar que la falta de preparación académica impide una buena gestión directiva. Muchos de los más grandes empresarios de este país lo hicieron todo sin más formación que su espíritu emprendedor.

Más que títulos profesionales, no hay en el voluntariado directivo nacional tiempo suficiente para dedicarse a las complejas y múltiples labores administrativas que demandan sus clubes. Además, la mayoría de los miles de dirigentes que anónima y gratuitamente movilizan deportivamente al país, no tienen los recursos económicos personales para hacer del mecenazgo la fuente de financiamiento de la administración de sus clubes.

Se necesita apoyo en la gestión diaria de la verdadera columna vertebral de la organización deportiva chilena.

Por la falta de tiempo de los directivos, faltan manos que ayuden a ejecutar las cosas en los clubes, las asociaciones y también en muchas federaciones, incluido el propio fútbol chileno.

Para financiar los proyectos deportivos no es necesaria la filantropía directiva.En Chile sobran recursos económicos para el deporte.Sin embargo la accesibilidad a los mismos aún es difícil.

Los clubes, asociaciones y federaciones deben sortear muchas trabas burocráticas para conseguir ayudas económicas y/o beneficios tributarios para las donaciones deportivas.

Tal burocracia, injusta e inexplicable, ha hecho que los concursos para obtener recursos del estado terminen siendo rehenes de empresas de gestión deportiva que tienen como giro principal postular a estos fondos y organizar eventos deportivos en paralelo, si no en desmedro, del deporte federado.

Para el país deportivo de a pie, la oferta de la ANFP es irresistible. Contar con el apoyo de la estructura administrativa de la ANFP sería el mejor refuerzo y el más idóneo aporte a unos Juegos ODESUR de excelencia.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas