Entra en vigencia el Tratado de Asociación Transpacífico

Luego de un largo proceso de negociación que tomó casi una década y tres gobiernos en Chile, entra en vigor el TPP11 o el CPTPP (Comprehensive and Progressive Agreement for the Transpacific Partnership) cómo se le llamó, luego del retiro de EEUU del Acuerdo original.

Por ahora, el Acuerdo operará en los 6 países que ya lo han ratificado en sus Congresos: Nueva Zelanda, Australia, Canadá, Japón, México y Singapur.

Chile recién comienza su proceso de ratificación en el Congreso y es de esperar que la discusión fluya adecuadamente y pronto se apruebe para unirnos al grupo de los que lo ponen en vigencia a partir de hoy.

En el mundo, no negociar, no participar de estos arreglos subregionales que definen las nuevas normas del comercio internacional, es sinónimo de perdida de competitividad y oportunidades que otros aprovechan. 

El CPTPP se alcanzó finalmente en dos “actos”. El primero, la negociación del TPP12 original que concluyó en un balance que para muchos de los países miembros supuso importantes concesiones en áreas sensibles, principalmente por requerimientos de EE.UU.

Luego de negociado, este país decidió retirarse del Pacto, en lo que ha sido el sello de la política exterior del Presidente Trump de alejarse de las instituciones de gobernanza global en este caso referida al comercio internacional.

El segundo acto, se inicia en marzo del 2017, en un encuentro en Viña del Mar, en que los 11 restantes miembros del TPP deciden recuperar el esfuerzo de años que permitió alcanzar este acuerdo, y dar una señal de compromiso con el libre comercio y las reglas claras, transparentes y justas en el comercio global. Este fue el origen del CPTPP. 

Chile ha sido un actor central y un activo impulsor en ambas etapas. El TPP12, es una ampliación del que fue el primer acuerdo Traspacífico en el marco de la APEC, suscrito el año 2005 por Chile, Brunei Darussalam, Singapur y Nueva Zelandia.

Este Acuerdo fue desde su origen concebido para ampliarse y así se fue con el TPP, que incluso, podría también constituirse en un antecedente para el futuro el gran Acuerdo de Libre Comercio de Asia Pacífico que hace años se discute en APEC.

Asimismo, Chile fue un activo impulsor del CPTPP, idea se propone en Viña del Mar y se firma en Santiago el 8 de marzo de este año. 

Los beneficios del CPTPP para Chile son relevantes. 

Es una economía exportadora, por lo que revitalizar acuerdos comerciales multilaterales es clave. Más aun, en tiempos de guerras comerciales e incertidumbres en la economía mundial.

El CPTPP representa el 14% de la economía mundial, y una población de casi 500 millones. Para nuestro país, la cuenca del Pacífico es fundamental. El 40% de nuestro comercio exterior se realiza con Asia, y 3 de los 5 principales de nuestros mercados se ubican en esa región.

Se rebajan los aranceles para importantes rubros de exportación chilenos en los mercados de Japón, Vietnam, Malasia, México y Canadá. El beneficio es particularmente importante para los sectores agrícola, forestal y pesquero. Con el resto de los países, Chile ya goza de rebajas arancelarias total en los TLCs suscritos bilateralmente.

Por ello, este acuerdo es relevante no tanto porque se reducen aranceles, sino porque es un acuerdo que establece normas para el comercio internacional. El estándar que hoy existe son las normas de la OMC acordadas hace ya 25 años. Algunas de las nuevas áreas que cubre el CPTPP son: economía digital, comercio electrónico, temas de género, Pymes, empresas de estado, coherencia regulatorias, normas fito y zoo sanitarios.

El Acuerdo contempla un sistema de acumulación de origen entre los 11 países miembros que permitirá considerar como propios los insumos provenientes de los otros países pertenecientes al bloque.

Con ello, nuestras exportaciones se verían favorecidas para ser incorporadas con ventajas en cadenas de producción en otros países del bloque, como bienes e insumos intermedios. Esta acumulación de origen favorecerá la ampliación y diversificación de la canasta exportadora de nuestro país y la incorporación de la producción de Chile en las cadenas globales de valor.

EL CPTPP también significará una mayor apertura en los mercados de los países socios para los exportadores de servicios de Chile y movilidad de profesionales de áreas, tales como, ingeniería, arquitectura, jurídico, telecomunicaciones, financieros, portuarios, aéreos, correo expreso, y culturales.

El retiro de EEUU le permitió a Chile eliminar todos los elementos que se consideraron sensibles en la negociación original, especialmente en el ámbito de propiedad intelectual asociado a medicamentos y derechos de autor en el área digital. Estas normas se suspenden, por lo que si EEUU quisiera retornar  este Acuerdo, se activa una nueva renegociación que requerirá el acuerdo de todos los países miembros y que, por supuesto, debe ir al Congreso nuevamente para su discusión.

Este proceso interno de aprobación del CPTPP seguramente colocará en el debate los beneficios de los TLC suscritos a lo largo de casi tres décadas por Chile. Es una  oportunidad entonces, para impulsar políticas de desarrollo productivo articuladas con políticas de ciencias e innovación que mejoren nuestra inserción comercial internacional.

Igualmente, en el contexto de la discusión del CPTPP, han surgido voces en el Congreso que proponen un rol más activo de esta Corporación en los procesos de negociación de acuerdos comerciales. Es una oportunidad entonces, para explorar métodos de mayor transparencia e información al Congreso, previo y durante las negociaciones, y compromisos de evaluaciones periódicas de los acuerdos ya vigentes y por suscribir.

Por último, Chile debe ser proactivo en mantener el CPTPP abierto a los otros países de América Latina y de Asia. Ambos son regiones fundamentales para nuestro desarrollo exportador.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas