V Congreso del futuro

¿Qué tienen en común los científicos y técnicos chilenos que descollaron en esta quinta versión del  Congreso? Muy simple, están a la altura de los mejores del mundo. Un orgullo para el país.

Santiago fue durante seis días la capital mundial del “conversatorio” en materia científica, lo nos deja ampliamente satisfecho, aún soportando el calor capitalino, propio del cambio climático, en esta época estival.

Participaron un centenar de científicos de primerísima calidad planetaria, cuyas exposiciones estuvieron  al alcance del más novicio en cualquiera de las materias tratadas, eso lo hizo atractivo, y significó una asistencia completa, en el salón de Honor del ex Congreso Nacional.

Cuatro Premios Nobeles ilustraron a partir de la idea-fuerza convocante “Las decisiones de mañana son ahora”, un llamado de atención profundo relacionado con el comportamiento humano, la sociedad actual no está dando el ancho para la conservación del planeta, lo que es peor, la conducta universal deja mucho que desear en las continuas guerras que  someten a las poblaciones indefensas por causa de la maldad que nos corroe.

Chile no escapa a este fenómeno, las mediciones al respecto son bastante lapidarias según Isabel Behnke,  Doctora en Antropología Evolutiva, destacada miembro de Investigación de Neurociencia social en la  Universidad de  Oxford. Sus estudios sobre los Bonobos, nos llama a reflexionar sobre la conducta del homos sapiens chilensis.

Mario Hamuy, Doctor en Astronomía, Premio Nacional de Ciencias Exactas explora los cielos, cuyos resultados contribuyeron a que  descubriera la expansión del universo. Un asteroide lleva su nombre por los resultados de su constancia. La ventaja que tenemos, es que el 70% de los telescopios de última generación están instalados en Chile.

Juan Carlos Castilla, Doctor en Biología Marina Premio Nacional de Ciencias Aplicadas, Director del centro de estudios más avanzado de Latinoamérica en la conservación de las especies marinas ubicado en Las Cruces, enfrenta una lucha solitaria por el escaso apoyo de la U. Católica. Su grito desesperado es que no sigan depredando el mar, las especies marinas están siendo extinguidas por la voracidad del hombre.

Eduardo Benke, Doctor en Ciencias Ópticas, trabaja para la NASA. El prometedor  joven Cesar Hidalgo, Doctor en Física, lidera el grupo de Macro conexiones del MIT, Eduardo Bitran, Doctor en Economía de la U de Boston, presidente del consejo nacional de Innovación, aboga majaderamente por cambiar la matriz energética por paneles solares en el norte y la explotación del litio, por Codelco.

Jorge Zúñiga, Doctor en Fisiología Biomecánica, orgulloso de contar su inicio como salvavidas en las playas de San Antonio hasta llegar a ser académico de la U. de Creigthon, donde el primer día de clases lo confundieron como jardinero por su tez morena. Es miembro destacado de la fundación e-Nable que creó una red filantrópica para hacer prótesis en impresora 3D, a niños que les falta un dedo, mano o extremidad, a precios realmente alcanzable para todos, Hoy es colaborador  de la Teletón, además profesor en la Universidad de Concepción. Confieso que al final de su conmovedora charla, todos llorábamos junto a él, su madre dice que lo que más admira de su hijo,” es su gran corazón”.

La esperanza se recupera, para este sector de “mentes privilegiadas” que con su  inteligencia creativa y emprendedora entregan mucho al progreso y desarrollo del país. El anuncio de la Presidenta Bachelet de enviar un proyecto de ley, al Congreso Nacional,  creando el ministerio de Ciencia y Tecnología, trae consigo un reconocimiento implícito a la significativa profesión que ejercen.

El proyecto cae como anillo al dedo, debido a las estrecheces presupuestarias para el 2016. El país invierte apenas el 0,34 % de PIB en ciencia, un monto irrisorio que no se condice para nada con los demás países de la OCDE cuyos montos superan el 1 %, descontando algunas naciones desarrolladas que proporcionan sobre el 5 % del PIB, a la investigación tecnológica del futuro.

La charla magistral estuvo a cargo de Kailash Satyarthi ,  Premio Nobel de la Paz 2014, un ingeniero, que cambió su futuro expectante de ingeniero acomodado, con la de un activista en la lucha contra la esclavitud de niños y jóvenes, en gran parte del mundo.

Al comienzo esta cruzada  fue difícil y peligrosa ya que en la India las mafias que explotan niños y niñas son de extrema violencia, asesinando a los menores, si no obedecen sus órdenes.

La organización que creó, ha  rescatado judicialmente a cincuenta y dos mil infantes, cuyo negro destino era vivir toda su corta existencia bajo el yugo opresor de un amo insensible y cruel.

Con este descarnado llamado de Kailash, se clausuró el evento. Si no tomamos decisiones ahora, ¿qué vendrá después?

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas