Providencia se la juega por las bicicletas

Providencia es el corazón de Santiago y como tal no puede avanzar en el desarrollo de la comuna sin pensar en toda la ciudad. Esta semana el Concejo Municipal aprobó unánimemente la adjudicación del nuevo contrato del Sistema Intercomunal de Bicicletas Públicas, que se licitó en conjunto con los municipios de Santiago, Recoleta, Independencia, Lo Prado, Estación Central, Maipú, San Miguel, Macul, San Joaquín y La Florida.

En un hecho inédito 11 alcaldes y sus respectivos concejos municipales se pusieron de acuerdo para entregar a la ciudad un servicio de calidad que promueve el uso de la bicicleta. Para Providencia, este hecho es un nuevo hito en el esfuerzo por liderar el uso del transporte sustentable, pero para la ciudad, es una novedad que permite mirar con esperanza el futuro.

Providencia ya había sido líder en esta materia al contar desde 2008 con el primer servicio de este tipo en Sudamérica.

Sin embargo, la mala calidad de las bicicletas, la poca cantidad de las mismas, la falta de estaciones, la precariedad del sistema de entrega y, sobre todo, el no poder salir de los límites comunales, eran problemas que los vecinos pidieron solucionar.

Con este nuevo contrato, entre diciembre de 2014 y mayo de 2015, Providencia pasará de 180 a 600 bicicletas, y de 18 a 40 estaciones. Esto significa que contaremos con más del doble de estaciones y más del triple de bicicletas, las que a su vez tendrán un nuevo estándar con características anti robo, tres velocidades, luces para asegurar la seguridad de los usuarios, canasta y cadena incorporadas, y un sistema automático de retiro y entrega.

Todo esto será acompañado de una aplicación para computadores y celulares para que los usuarios tomen decisiones de viaje, y un sistema de datos geo-referenciados para que los municipios planifiquen decisiones de infraestructura.

Pero el beneficio no es sólo para los vecinos de Providencia. Además de dar un tremendo salto en calidad y cantidad, este nuevo sistema cambiará la cara de la ciudad. En primer lugar, se asegurará un servicio conectado entre un tercio de las comunas de Santiago, abarcando zonas céntricas como Providencia y el centro, y grandes comunas más lejanas como Maipú y La Florida. Serán 2.100 bicicletas distribuidas en 140 estaciones.

Más allá de la satisfacción de entregar este servicio a los ciudadanos, el gran logro de esta iniciativa es que se está pensando la ciudad de manera integral. El camino lo inició Providencia, pero hoy existe una mirada conjunta y compartida desde las comunas del centro de la ciudad.

Hay que agradecer al Intendente Claudio Orrego por integrarse a esta alianza desde marzo de 2014, para lograr el involucramiento de comunas tremendamente diversas en lo social, lo económico y lo político. Gracias a este trabajo colectivo que ve resultados concretos, se están evaluando nuevos proyectos de infraestructura ciclovial coordinados, tanto con el Gobierno Regional como entre los municipios.

Gracias a la voluntad política de la autoridad metropolitana como de los gobiernos locales, a la existencia de equipos capaces e innovadores y a la necesidad de avanzar hacia una ciudad interconectada se logró esta gran iniciativa.

Ahora nos queda la mirada y gestión integrada de un alcalde mayor con un pensamiento sustentable de la ciudad.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas