El futuro de Codelco en manos de la capitalización

Por lo general, existe un grado de capitalización en toda compañía. Esta acción es conducente a enfrentar los peligros que subyacen en términos operacionales y económicos. Si se opta por una capitalización más alta, los riesgos que se corren a futuro son menores, ya que esta acción establece una provisión toda vez que el flujo operacional de la compañía no tenga la capacidad para cubrir el servicio de la deuda o bien, para enfrentar posibles variaciones en el nivel de la actividad.

Así mismo, la creación de nuevos proyectos o la ejecución de inversiones para el crecimiento necesitan algunas veces de inducciones de capital fresco con el objetivo de no cargar excesivamente el área financiera dela empresa.

La cuprífera Codelco, al ser de propiedad del Estado de Chile, dona la totalidad de los recursos que produce al gobierno y éstos se transforman en ingresos en pro de subvencionar el gasto público. En promedio, una empresa privada sólo tiene un dividendo de un 30% de lo que produce a sus dueños.Dicho de otra manera, se sub-entiende que Codelco es “vaciada” todos los años.

Además, Codelco maneja un portafolio de nuevos proyectos por un valor de MMUSD 23,500. Algunos de ellos son llamados estructurales, ya que tienen que ver con “reemplazar” producción que por procesos naturales va disminuyendo en el tiempo, ya sea por extenuación de reservas o por menores regulaciones legislativas.

Uno de los usos específicos que se les dará a los fondos para la capitalización anunciada de MMUS 4,000 para los próximos 4 años, es justamente, el financiamiento de estos proyectos.

Regla de oro, toda empresa que quiera conservarse en el tiempo, ha de ser capaz de arrastrar su propio peso. Dicho de otra manera, para mantener su actual tamaño, ya sea en facturación y utilidades, los flujos de la operación han de ser suficientes descontando los dividendos. Si los recursos no alcanzan, se debe disminuir el dividendo hasta que la fórmula sea sustentable.

También está muy ligado el tópico del nivel de productividad, eficiencia o costos con el que se ejecuta. Si los costos son altos, dos cosas de seguro suceden: el flujo operacional disminuye y por ende, el hecho de una capitalización se hace necesario o bien aumenta, ó, se contaminan los nuevos proyectos con una cultura de altos costos.

Creo que se pueden obtener los mismos recursos provenientes de la capitalización anunciada, llevando a cabo un esfuerzo serio y real de reducción de costos, lo que por supuesto, requiere una negociación apropiada con los sindicatos respectivos para llegar a puerto.

De esta manera, la capitalización que se alza como “histórica”, se transforma en el síntoma de un problema “histórico” -no siendo eso una gran noticia- que se compone de dos factores al mismo tiempo: alto nivel de dividendos y alto nivel de costos, con el agravante de la posible “contaminación” de esta cultura de alto costo de operación a los nuevos proyectos, perpetuando el círculo.

Resumen ejecutivo, desde toda óptica es más sencillo ir al rescate y pagar la cuenta.

Un ejemplo más doméstico para entender mejor la situación. Esto es como cuando la Sra. se excede en su gasto y el marido se encuentra con la cartola de la tarjeta de crédito. En ese caso,¿qué haría Ud.? ¿pagar la cuenta o hablar con su Sra.? En este caso pagar la cuenta es lo mismo que una capitalización histórica.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas