Chile un país entretenido

Me encontré no hace mucho con un  conocido periodista de la plaza perteneciente a la generación intermedia. Le pregunté cómo estaba. Me dijo que entretenido. Enseguida busqué el motivo de su buen pasar y me respondió, con todo lo que está pasando. Es muy bueno para nosotros y los medios, me acotó.

Nos despedimos y que quedé pensando en la realidad que nos convoca día a día.

Centenares de personas en la frontera tratando de ingresar a Chile, con guaguas durmiendo en cajas de cartón, personas enfermas y de la tercera edad, mujeres embarazadas...

Me pregunté la razón y recordé que el mismísimo presidente anunció "visas democráticas" para los venezolanos a raíz del drama humanitario. Y claro después les cambiaron las reglas del juego y los países no atinan para coordinar una política común efectiva para abordar este problema del siglo XXI. Al menos Bolsonaro, Macri, ni López Obrador se restaron del paseo por Cúcuta.

Los profesores casi un mes y medio en paro con una serie de reclamos legítimos. Entre otros el reconocimiento de la capacitación de las parvularias y profesoras diferenciales, discriminadas en relación a las demás especialidades. Sumemos miles de niños sin clases.

Un Tribunal Constitucional, de dudosa conducta que pretende obstruir investigaciones judiciales en curso en torno a generales que fueron Comandantes en Jefe del Ejército que usaron y abusaron a destajo de recursos fiscales en gastos personales, regalos  suntuosos y dándose la gran vida. Eran platas para la seguridad nacional. Vergonzoso.

Actos delictuales por doquier con portonazos y asaltos a plena luz del día, sin que exista la prevención policial y delitos que no se investigan por las fiscalías en más de 50% según reconoció el Fiscal Nacional en entrevista del Diario de Cooperativa.

Además la gente argumenta que no denuncia acciones delictuales, porque es pura pérdida de tiempo. Hasta en carabineros se lo sugieren.

Un Presidente que no paga contribuciones en 30 años y los pensionados que reciben una miseria de jubilación, pagan IVA y todos los impuestos que se les pongan por delante.

La educación pública cada vez más jibarizada con estudiantes endeudados con el CAE, universidades cercadas por el sistema privatizador e infraestructura vergonzante de muchos colegios donde van los más precarizados de la sociedad.

La política no lo hace mejor con un partido socialista que no atina con su legado histórico y una oposición que no articula una propuesta que responda a las urgencias ciudadanas.

Un gobierno que  busca perpetuar el sistema de AFP, cuando la OCDE dice que los millenials, cuando jubilen, recibirán la mitad de los pensionados de ahora.

Ni que hablar de los conflictos de interés de muchos de los que ejercen cargos públicos. Eso ya se normalizó y parece hasta natural.

Ni hablar de los escándalos sexuales de la Iglesia Católica y los fraudes cometidos entre los evangélicos.

Al final del día, ¿tendrá razón el colega, que todo está muy entretenido?

¿Lo encontrarán entretenido, los que trabajan y el sueldo no les alcanza para llegar a fin de mes?

¿Lo hallarán entretenido el panorama de un Chile que no es capaz de atender las necesidades sanitarias de la población más pobre?

¿Sentirán entretenido a este país, las personas que son víctimas de discriminación de cualquier tipo?

Nuestro país no está sumido en el caos, pero de ahí a estar entretenido, hay una distancia de aquí al Sol.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas