Usach Constituyente: El rol de la Universidad en la discusión

Por primera vez en nuestra historia republicana, tendremos un proceso constituyente con participación ciudadana altamente innovador, cuya Convención Constitucional será paritaria, con escaños reservados para pueblos indígenas y con participación de independientes y partidos políticos.

Las universidades, como pilares fundamentales del desarrollo del país, en cuanto a la formación de capital humano avanzado, investigación, innovación y vinculación con el medio, son actores relevantes en este proceso constituyente.

Ante esta responsabilidad, y como universidad estatal y pública de excelencia, estamos cumpliendo con nuestro deber, aportando activa y colectivamente al debate desde nuestros diversos conocimientos, en un momento histórico y donde el diálogo sobre el Chile que queremos es la prioridad.

Ciertamente, el derecho a la educación es uno de los temas fundamentales a considerar en el debate, así como lo es la salud, la igualdad de género, las pensiones, la vivienda, el medioambiente y la migración, entre otros. Como Universidad de Santiago de Chile tenemos una tradición de 171 años comprometidos con la educación pública de excelencia, avanzando, primero, en el firme propósito de entregar una oportunidad de formación a las clases trabajadoras como respuesta a las necesidades de enseñanza técnica especializada de la creciente industria nacional del siglo XIX. Posteriormente, nos afianzamos como Universidad Técnica del Estado, con una orientación fundamentalmente tecnológica y social, para sumar en los últimos años del siglo XX disciplinas de los ámbitos de ciencias médicas, ciencias sociales y arquitectura.

Nuestro compromiso con la movilidad social y el desarrollo de Chile se mantiene mantenido incólume y por ello, en este momento histórico, continuamos siendo actores propositivos, para enriquecer el debate de ideas. Es por ello que desde la Universidad de Santiago de Chile hemos puesto en marcha la iniciativa "Usach Constituyente", la que entregará nuevos conocimientos, enfocará la investigación interdisciplinar e incidirá en el debate de contenidos durante el Proceso Constituyente, poniendo a disposición de las/los constituyentes, los aportes de nuestra comunidad.

La nueva Constitución será el espacio político en que las y los ciudadanos depositarán sus esperanzas para construir el país que responda a los crecientes desafíos del siglo XXI. Es por ello que, honrando nuestra misión de crear, preservar, difundir y aplicar el conocimiento para el bienestar de la sociedad a través de la docencia, investigación y vinculación con el medio -como el aporte realizado por las universidades públicas durante la pandemia-, estamos promoviendo la generación de propuestas asociadas a la implementación de políticas públicas que logren armonizar el desarrollo de Chile con la igualdad y la sustentabilidad.

Es así como nuestro trabajo como institución de educación superior debe trascender al espacio universitario, para impactar concreta y sustantivamente en los territorios. Es justamente ahora cuando la contribución de todas y todos nosotros será relevante para avanzar en la definición de un país más transparente, igualitario y democrático, que abrace a las futuras generaciones.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Columnas recientes
Columnistas