La Reina despertó

Las y los vecinos de La Reina hemos dado una muestra de madurez social, cívica y política que ha remecido sin duda a la Administración Municipal,  31.280 vecinos votaron en una "campaña" de menos de una semana y sin propaganda alguna. Un éxito de participación si se compara con la elección municipal de 2016, donde votaron aproximadamente 33.000 personas después de meses de campaña.

El municipio hizo un deficiente papel,  primero vulnerando el acuerdo de la Asociación Chilena de Municipalidades que ubicaba en primer lugar los votos institucional y social, después no incorporando todas las preguntas del voto Social y por último construyendo un voto comunal solamente con 4 preguntas en que se mencionaba a la comuna y 7 preguntas que no eran de relevancia local.

La Administración municipal mostró categóricamente su autoritarismo cuando el alcalde evitó conversar con los concejales y menos aún con la comunidad, sobre el contenido de las preguntas locales, perdiendo así una excelente oportunidad de realizar una encuesta de utilidad para la comuna y todos sus actores.

El inconsulto voto comunal redactado por el alcalde Palacios, contando probablemente con la asesoría de personas que claramente no conocen a los vecinos de La Reina, además de mañoso y tendencioso, fue un insulto a los vecinos que así lo declararon públicamente.

En cuanto a los resultados, considerando los votos válidamente emitidos, es importante destacar que:

- En el voto institucional, un 86% aprobó una nueva Constitución y un 65% aprobó que sea redactada por una Convención Constitucional compuesta solamente por ciudadanos.

- En el voto social, claramente las 3 prioridades fueron: mejorar pensiones para dignificar la vida de adultos mayores; acceso y calidad de la educación pública;  mejoramiento de calidad de salud pública y su financiamiento.

- En el voto comunal, el 85% de reininos está de acuerdo con las marchas y manifestaciones pacíficas como medidas de protesta para conseguir respuestas a las demandas sociales, el 49% apoya que en los constituyentes electos se garantice paridad de género y el 35% está de acuerdo en que exista paridad de género en la cantidad de candidatos. Respecto de los pueblos originarios un 52% aprueba que tengan cupos asegurados y un 32% que se asegure cupos en las listas de candidatos.

Esta votación, es la expresión de lo que se ha manifestado en calles y plazas en estos 60 días de despertar ciudadano, asambleas, cabildos y colectivos autoconvocados en plazas Clorinda Henríquez, Chile-Perú, Las Campanas, Gabriela Mistral, Santiago Bueras, La Reina, Ossandón, Quinchamalí, Memorial Aeródromo Tobalaba, múltiples territorios como Los Maitenes/G Casas Cordero, Loreley/Echeñique, Tobalaba/Larraín, Simón Bolívar/Palmas De Mallorca, Hospital Militar, Villa La Reina, Larraín/Vespucio, Vespucio/Echeñique, Vespucio/Príncipe de Gales por nombrar los espacios donde hubo y hay presencia ciudadana con mucha frecuencia.  

Ya el 13 de noviembre, entre 3.000 y 4.000 vecinos que marcharon con alegría y en forma absolutamente pacífica por las calles de La Reina a menos de un mes del inicio nacional de las movilizaciones auguraban que en la comuna de La Reina un nuevo despertar ciudadano muy masivo y transversal se estaba produciendo.

Sin duda el espacio generado por Unidad Social La Reina, donde organizaciones formales y autoconvocadas comparten experiencias y se apoyan mutuamente en sus proceso de información capacitación, debate y movilización, facilita y potencia este despertar al contemplar no solo la dimensión territorial sino también  la dimensión funcional con vecinos integrados a las  comisiones de constitución, genero, jóvenes, adultos mayores,  medio ambiente, salud, educación, cultura, comunicaciones.

En los 70 y 80 los vecinos de La Reina se movilizaron contra la dictadura y sus horrores, en los 90 se mantuvieron expectantes esperando la alegría que no llego tal como se esperaba, se movilizaron también en los 2000, el año 2006  frente al intento del Alcalde Luis Montt y el Concejo Municipal de esa época, de modificar el Plan Regulador Comunal para permitir la construcción en altura en todas las avenidas y calles importantes; entre el 2010 y el 2014 frente al proyecto del MOP de atravesarla con expropiaciones intentando dañar su superficie con la Autopista Américo Vespucio Oriente; el 2013 frente al SERVIU y a la Municipalidad de La Reina cuando se intentó convertir Vicente Pérez Rosales y Pepe Vila en vías de alta velocidad; el 2014 frente a la Empresa Privada cuando intentaron demoler el Colegio Las Américas para construir un complejo inmobiliario con edificios de altura; el 2018 frente a las Municipalidades de Las Condes y La Reina cuando se opusieron a la Construcción de una Laguna Artificial en el Parque Intercomunal; el 2019 frente a la alcaldía de La Reina cuando se detuvo el Proyecto de un Centro de Eventos en La Aldea del Encuentro.

Los vecinos de La Reina, tienen sin duda una clara vocación democrática y de justicia social y ello se esta manifestando de múltiples formas marcando un nuevos despertar de la comunidad.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas