Morosidad previsional, garrote y barrote

La ministra del Trabajo, Evelyn Matthei, ha realizado duras declaraciones en el sentido de promover medidas drásticas (“garrote”, en sus palabras) contra la sub cotización en que incurren algunos empleadores, imponiendo a sus trabajadores por una remuneración inferior a la real. Lo señalado por la secretaria de Estado es, ciertamente, un problema importante, que afecta a los trabajadores, disminuyendo su opción de acumular ahorro previsional para su pensión, pero es sólo parte del asunto.

Más grave aún es cuando los empleadores utilizan en provecho propio la totalidad de las cotizaciones de los trabajadores.

Según cifras de la Superintendencia de Pensiones la morosidad del sistema previsional alcanzaría, a marzo de 2012, a unos US$ 1.800 millones.Por ello es imprescindible no sólo apuntar decididamente contra la sub cotización, sino también reforzar los procedimientos y sanciones contra los empleadores que declaran las cotizaciones de sus trabajadores y no las integran en las AFP.

Apropiarse indebidamente de las cotizaciones de los trabajadores no sólo es una infracción previsional, sino también un delito, por lo que se requiere agilizar los mecanismos de cobro y reforzar las sanciones, incluso penales, a los empleadores que incumplen su obligación de retener y enterar estos recursos en las administradoras de fondos de pensiones.

No podemos caer en el contrasentido de agravar sanciones a la sub cotización, o sea cuando se cotiza por menos y mantener la posibilidad de declarar y no pagar, o sea no cotizar nada.

Como es muy difícil que el propio trabajador ejerza acciones contra su empleador mientras dura su contrato, por la necesidad de conservar el empleo, es imprescindible obligar a las administradoras a ser más eficaces en el cobro en representación del trabajador y fortalecer las sanciones. Debe instarse a que procedan con agilidad, pues está comprobado que la posibilidad de recuperar los recursos es mucho mayor cuando se actúa apenas se produce el incumplimiento.

Tanto en la pasada reforma previsional como en forma independiente se han presentado indicaciones y mociones tendientes a imponer plazos y responsabilizar a las AFP por el cobro oportuno y reforzar, también, las sanciones a los empleadores.

Esperamos que sean consideradas en eventuales modificaciones legales.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas