Gerontofobia en el lenguaje político

Recientemente, el senador José Miguel Insulza se manifestó dispuesto a competir en la carrera presidencial. Entre las opiniones favorables o críticas expresadas profusamente, sobre todo en las redes sociales, llaman la atención aquellas que mencionan la elevada edad que tendría el aspirante presidencial.

Si bien no se trata de algo habitual, apuntar a la edad de los políticos tiene precedentes en nuestra historia reciente. 

En 1970, el ex presidente Jorge Alessandri se presentó con 74 años a la reelección, siendo duramente criticado por su edad. Veinte años más tarde, la mayor parte de sus críticos apoyó seguramente la candidatura de Patricio Aylwin, quien gobernó entre los 72 y 76 años de edad.

En Uruguay, José Mujica ejerció la Presidencia entre los 75 y los 80 años. Su sucesor y antecesor, Tabaré Vásquez, tiene en la actualidad 78 años. Por su parte,  el presidente Ronald Reagan gobernó los EE.UU., entre los 72 y los 80 años de edad.

En la Europa de Pos guerra, el primer gobernante de Alemania Federal,  Konrad Adenauer, ejerció su mandato entre los 73 y los 86 años.

Winston Churchill, en Inglaterra, también fue un Primer Ministro longevo, concluyendo su segundo período a los 80 años.

Todos los políticos nombrados dejaron huella en la historia de sus países, independientemente de su ideología.

Más que una fobia real, el rechazo a las personas mayores constituye por tanto una maniobra política discriminatoria y odiosa.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas