Nos tomamos en serio el problema de los campamentos

Según el último catastro entregado por el ministerio de Vivienda y Urbanismo, actualmente hay 802 campamentos a nivel nacional, conformados por 47.050 hogares. La cifra no deja de ser preocupante, siendo la radicación de éstos uno de los principales objetivos que tenemos en el presente como MINVU, a través del Servicio de Vivienda y Urbanización (SERVIU). 

Nuestra inquietud no es menor, pero sería mayor si estuviéramos impávidos y sin reacción a la hora ejecutar medidas que nos lleven a bajar esta cifra y de paso otorgar una mejor calidad de vida a miles de personas que viven en dichos asentamientos precarios. 

Los datos de la segunda etapa del catastro de campamentos se desprenden a partir de recopilar información enfocada en la caracterización social de la gente que vive ahí, entre las que cuentan el promedio de personas por hogar, la nacionalidad de los encuestados, las causas que motivan la decisión de habitar en un campamento, entre otras. 

O’Higgins fue la primera en terminar este proceso, llegando incluso a colaborar en otras regiones con la aplicación de la ficha. Con esto, podemos asegurar que estamos realizando un trabajo serio, y bien desarrollado como SERVIU y nuestro equipo de campamentos. 

Actualmente en nuestra región hay 48 campamentos, todos con algún plan de acción en ejecución. 27 están en proceso de diagnóstico, 1 en proceso de radicación con proyecto habitacional, 3 en radicación con urbanización y 17 en relocalización.  

A nivel nacional, para este año se contempla el cierre de 60 campamentos y para 2021 tendremos un acumulado de 263 durante esta administración.  

Estandarizar la dinámica de trabajo con la que queremos abordar esta temática sería un error, por lo tanto identificar primero las características de las familias que habitan ahí es troncal a la hora de ejecutar intervenciones. 

Todo lo anterior tiene una clave, el trabajo en terreno. El despliegue a nivel nacional fue arduo, en muchos casos rechequeando la información y visitando más de una vez los campamentos para contar con datos que nos lleven a la aplicación de una política de asentamientos precarios acorde con las distintas realidades del país, ya sean geográficas, de entorno o lo que realmente necesita la gente con miras a contar con una vivienda digna. 

Seguiremos trabajando por y para las personas, conociendo sus necesidades de primera fuente, sin insumos adquiridos desde una oficina, sino conociendo de forma directa los sueños, aspiraciones y los objetivos de cada familia. Nos estamos tomando en serio el tema de campamentos.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas