Vacunación con criterio de riesgo territorial

Todos los estudios de morbimortalidad del coronavirus muestran que la población de mayor riesgo tiene una distribución etaria, sobre los 65 años, la que ya fue vacunada exitosamente con resultados en disminución de mortalidad evidentes. Bien por esta decisión.

Actualmente se puede ver que el riesgo tiene una distribución territorial acorde con los determinantes sociales de salud. Las comunas de alto nivel de hacinamiento, mayores dificultades socioeconómicas, imposibilidad de cumplir cuarentenas prolongadas, uso de transporte colectivo y trabajos de riesgo son las que presenten mayor número de contagios y enfermedad de mayor complejidad y en edades más jóvenes.

Se han publicado estudios que correlacionan claramente la mortalidad y condiciones de vida, tanto en la infección de Covid-19 como en muchas otras crónicas no transmisibles. Así, el ministro de Salud responde -adecuadamente- que las condiciones sociales de larga data no son modificables en el corto plazo.

Es claro que las cuarentenas dinámicas muestran resultados más precoces en comunas con mejores condiciones de calidad de vida. Más ingresos, menor hacinamiento, más espacios públicos, uso de transporte privado, teletrabajo, etc.

Lo anterior identifica poblaciones de riesgo más allá de la edad, la territorialidad de la pandemia es evidente. Entonces se debe pensar en una vacunación prioritaria, con base en las comunas con mayor vulnerabilidad sanitaria comprendiendo la población adulta de forma amplia. Ésta sólo tiene límites en la disponibilidad efectiva de vacunas, dado que los equipos de salud de la Atención Primaria están dotados técnicamente y cuentan con la experiencia necesaria para realizarla.

En la realidad actual es necesario reconsiderar la estrategia de vacunación, priorizando la nueva realidad epidemiológica, entregar información efectiva de las dosis disponibles y apoyo financiero para la comunicación descentralizada desde la APS.

La priorización sanitaria es la forma de enfrentar los problemas de salud pública y la desigualdad territorial, y hoy constituye un elemento relevante a considerar, para enfrentar el estado actual de la crisis.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Columnas recientes
Columnistas