Ovejas descarriadas en dos ruedas

Andar en bici es maravilloso. Sentir el aire, dejar la desesperación de los cuerpos ajenos que te aplastan en el metro, la llegada de nuevas estaciones de Bike Santiago en Santiago centro, la tranquilidad de los planes por 190 kilómetros de ciclovías nuevas para 32 ciudades del país, que fueron anunciados el año pasado (Plan de Ciclovías del Gobierno)... Se siente que vamos bien encaminados, ¿y qué monos pinta la era digital? Un rol determinante, porque es la voz de muchas organizaciones e individuos que por su cuenta transforman su experiencia en una ruta compartida.

Facebook y Twitter es hoy la plazoleta para entregar tips, atajos, emociones y una colección de palabras útiles para quienes aman moverse en dos ruedas y los que aún no se atreven. Pero esta hermandad soñada de ciclistas también se mezcla con la prepotencia de algunos individuos, que apelan a que la violencia es el canal para obtener el respeto en la ciudad.

Aclaración para aquellos que viven lejos del mundo biker, si andas en bici, es probable que tengas al menos un encuentro desagradable en donde casi puedas perder la vida, porque una persona al volante fue imprudente. Eso es y será cierto, ¿pero todos los que tiene auto lo son? No. Y esta es la prueba que algunas personas cuando tienen vitrina en las redes sociales cometen el peor de los prejuicios: esperan que todos sean igual de irresponsables.

Compañeros bikers, es ridículo que hoy, después de sus años de lucha por ser reconocidos, veamos gráficas en Facebook que comparten mensajes de odio hacia el resto de la sociedad (porque no sólo contra autos). ¿De qué sirve? ¿Las calles se ganan a combos y golpes?

Por ejemplo, ¿han oído hablar del Movimiento Furiosos Ciclistas? Es un grupo en Facebook muy grande y diverso, que tiene más de 53 mil me gusta (cifra importante). Son los primeros en ser reconocidos en su especie cuando navegas en la redes sociales. ¿Cuál es el problema? Algunos personajes, cual ovejas descarriadas, buscan motivar a reaccionar mal, casi como si fuese una batalla segura salir a las calles. Ese tipo de mensaje se contrasta con las muchas actividades que promueve la página en general. ¿La violencia se responde con violencia?

Compañeros de dos ruedas, mi mensaje no busca ofender a quienes perdieron a un ser querido. Sólo quiero usar este espacio para quejarme por los que no son la excepción de la regla, los que pueden dejar de lado los mensajes descalificativos en la red. Saquémosle partido al reconocimiento de los municipios, a los nuevos espacios exclusivos y potenciemos  los grupos de ciclistas que incentivan un buen pasar entre todos los integrantes de la comunidad. ¿Es mucho pedir?Quiero asumir que no.

La tarea es grande y la impotencia siempre es más intensa. Pero en serio, usemos nuestra súper conectividad para organizar cicletadas en donde nos unamos; en masificar andar en la calle de forma segura y correcta;  porque Chile va a crecer y lo hará en grande y tenemos que estar preparados para que la web sea un aliado y no una bar de mala muerte que no busca más que mochas para hacerse popular.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas