Me echaron del cementerio (o el "bit" del recuerdo)

Con su mirada fija y penetrante puesta en el infinito, corbata negra, peinado con gel, y voz queda, me anunció que lo habían echado del cementerio… por no cumplir con su meta de ventas de nichos.

Pero, hoy, ya postulé a otro, agregó a continuación, muy esperanzado.

Total, ya conozco el oficio.

El Chile de hoy, pensé desesperanzado.

Hasta el negocio de la muerte, tiene metas.

Chile, país de cementerios, bancos y minas, (superficiales y profundas), y algunas en huelga.

(Lo de los bancos y las minas, lo dijo Alain Touraine, por si acaso).

País de políticos, economistas y poetas, pensé nuevamente esperanzado.

Todos y todas agobiados con metas, aunque es cierto, la clave finalmente, ¡está en que los incentivos para alcanzarlas, sean atractivos, y estén bien puestos!, exclamé triunfante.

El vendedor, que guardaba silencio, me miró escéptico, y esta vez con voz parsimoniosa y ojos un poco febriles, sólo dijo:

En Chile, predomina la cultura del “polvo”, y ante mi cara de sorpresa, me aclaró, que el más poderoso, (tarde o + temprano, siempre se… jodía (suena mejor y es más respetuoso), al más débil.

Guardamos un minuto de silencio, sorprendidos ante tamaña y lúcida aseveración.

¡Ese es el problema!, exclamamos de pronto al unísono:

La cultura del gallinero…pero… ¡Invertida!

Por fin, todo el problema del Chile caótico de hoy, resuelto en una conversación escatológica y coprolálica, de comienzos de siglo.

Las aves más débiles, las de abajo, han comenzado a hacer caca, (deposiciones, deyecciones, fecas, heces, “popó”, mierda…), sobre las de arriba, (o, por lo menos, lo intentan con fuerza), porque se cansaron de comerla.

Me despedí de mi amigo, quien se fue por fin sonriente, después de dejarme el correo electrónico correspondiente a la dirección de su futura tumba gratuita, (“incentivo perverso”, asociado a las metas).

Y hablando de Internet, y a propósito de escopeta, me parecieron notables los comentarios de Joichi Ito, Director del Media Lab del MIT de Massachusetts, (pariente muy lejano del detective Gyoza Spoiler de “Freaky- Leaks”, a quien ya conocieron en el caso de la contaminación de Ventanas, que aún no está cerrado), sobre el futuro de las redes sociales que aparecen en su recién publicado libro: “Innovación: perspectivas para el siglo XXI).

Al ser preguntado por su ideario básico, dice:

“Cuestiona la autoridad. Piensa por si mismo. Sé libre en tu modo de actuar. Y permite el libre acceso” (a las redes).

“El efecto a largo plazo, es que la revolución digital, cambiará completamente los gobiernos y los mercados”

“Cuando se derrumben las barreras y todo el mundo pueda ESTAR CONECTADO, cuando el software, nos permita COMUNICAR y DAR PODER AL CIUDADANO, TODO CAMBIARÁ”.

“LAS VOCES SERÁN MÁS IMPORTANTES QUE LOS VOTOS”.

“El voto, es una manera muy pobre de saber lo que la gente quiere”.

Ito, el revolucionario, me aclaró lo que no le pregunté a mi amigo.

Para que el gallinero se pudiera invertir, se necesitaba una nueva arma pacífica, una nueva espada revolucionaria, que hoy parece ser (casi) letal:

El poder las redes sociales.

Al final, los gobiernos y las revoluciones, no son más que juegos y ejercicios del poder (lo que no tiene nada de novedoso), pero ahora del poder digital (bueno, tampoco es tan novedoso).

(Y no hay que olvidar, que los jóvenes, “SON”, LAS REDES SOCIALES)

Nota: Después de enviarle el artículo a mi amigo, patentó con singular éxito, el primer Cementerio Digital de mundo: “El bit del Recuerdo” (aunque parezca un programa de radio).

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Columnas recientes
Columnistas