Lima 2019, un hito para el deporte en Chile

Luego de 18 días de competencia,  finalizaron los Juegos Panamericanos de Lima, los cuales, como ya es costumbre, se convirtieron en la gran fiesta deportiva continental. En lo particular, para Chile fue ese esperado momento de consagración, ya que, finalmente, aparecieron los anhelados resultados. En este sentido, los números no mienten, ya que el Team Chile obtuvo 13 medallas de oro, 19 de plata y 18 de bronce, totalizando 50. Nunca antes se ganó tanto y por eso que la presentación realizada en la capital peruana se convirtió en un hecho histórico del deporte chileno.

¿Más números? Claro que sí. La delegación nacional ocupó el 8° lugar, algo que no acontecía desde los lejanos Juegos Panamericanos de San Juan 1979 (en aquella ocasión se consiguieron apenas 11 preseas y solo una de oro), e incluso se superó a Venezuela, por más que la crisis esté afectando su rendimiento a nivel panamericano, un país que siempre estuvo más arriba que Chile.

Por si fuese poco, Chile alcanzó medallas en 25 deportes, batiendo el anterior récord (21, en Toronto 2015) y ganó inéditas medallas en squash, fisicoculturismo (disciplina que debutó en Lima) y vóleibol playa. Además, sumó la primera presea dorada, en toda la historia de los Juegos Panamericanos, en judo, gimnasia y vóleibol playa.

Los números suman y siguen. En remo, el equipo nacional ganó el medallero de dicho deporte y en el lanzamiento del martillo los chilenos se quedaron con el primer y segundo casillero.

Mientras, en hándbol, se llegó a una histórica final (habiendo derrotado a Brasil, campeón panamericano) en semifinales. Por si fuese poco, se cortaron las sequías del judo, pelota vasca y tiro con arco (en el cual nunca antes se había obtenido un metal por equipos), disciplinas que no entregaban medallas desde 1983, 1995 y 1999, respectivamente. 

Junto a lo anterior, más allá de los podios alcanzados, hubo deportes colectivos con resultados que ilusionan de cara a los desafíos del siguiente ciclo olímpico.

Fue el caso, por ejemplo, de la escuadra masculina de vóleibol (cuarto lugar), rugby 7 (quinto puesto en hombres) y hockey césped (cuarta posición en las dos competencias). 

A eso se deben sumar los semifinalistas, cuartofinalistas y todos aquellos que estuvieron cerca de entrar a una final o que finalizaron en el Top 10. Y, uno de los mejores aspectos, había muchos jóvenes, quienes deberían llegar con mucha más madurez a los Juegos Panamericanos de Santiago 2023 y a los Juegos Olímpicos de París 2024.

Todavía hay más. Claro, pues se ha contratado a prestigiosos entrenadores, quienes han elevado a un alto nivel el cargo de head coach. Gracias a especialistas de primera línea, como en los casos del vóleibol, judo, hockey, halterofilia, tiro con arco y karate, por mencionar a algunos deportes, el trabajo del Estado se ha visto reforzado.

Y sobre el rol estatal, si bien se puede mejorar el sistema de apoyo a los deportistas, el progreso ha sido evidente.

En este sentido, la reforma de la beca Proddar, que ahora tendrá una evaluación anual, es un buen paso. Se ha aumentado la cantidad de deportes que reciben recursos, pero, en paralelo, también creció el número de deportistas con apoyo.

Es cierto que todavía falta crear procesos que solo tomen en cuenta la proyección (y que no dependan de la defensa de medallas o la obtención de ciertos logros o rendimientos), pero todo indica que se camina por un buen sendero y en la correcta dirección.

También, hay federaciones que siguen siendo un dolor de cabeza (ciclismo y tenis, dos emblemáticos y tristes ejemplos), pero los escándalos de corrupción cada vez tienen menos cabida. Y eso es muy positivo.

En resumen, los Juegos Panamericanos de Lima 2019 no son casualidad y son el reflejo de un proceso bien guiado y que ha sabido adaptarse a las necesidades que han ido apareciendo.

Aún más, y esto es algo muy destacable, se ha tenido la capacidad de integrar a los deportistas y escucharlos, para así ir corrigiendo aquellos aspectos que no estaban bien encaminados.

Y aunque nunca faltan quienes siempre buscan politizar todo, lo que ha pasado con el deporte chileno no ha sido un capricho de Michelle Bachelet o Sebastián Piñera, ni tampoco de la Nueva Mayoría o de Chile Vamos. Esto ha sido el fruto de una política de Estado, algo que tantas veces cuesta concretar en Chile.

El gobierno de Chile, representado en el Instituto Nacional de Deportes y del ministerio de Deportes, el Comité Olímpico de Chile y las empresas privadas han trabajado en conjunto pensando en el bien de los deportistas.

Ese es el camino y ahora, de cara a los Juegos Panamericanos de Santiago 2023, el desafío será aún mayor.

Será necesario contar con más empresas que estén dispuestas a apoyar al deporte nacional y, por lo mismo, será fundamental promover la ley de donaciones. Junto a eso, por qué no aplicar un impuesto del 1% a las empresas transnacionales, de manera que ese porcentaje vaya al deporte de alto rendimiento.

También, se tendrán que seguir limpiando aquellas federaciones que siguen con problemas y que no logran adecuarse a las nuevas exigencias.

Por último, la prensa deportiva deberá asumir el deber de apoyar y acompañar a los deportistas chilenos. Para eso, tal cual ya lo hacen ciertos medios, destacando especialmente lo hecho por el CDF y Chilevisión, que, a través de Internet, aseguraron cobertura las 24 horas de cada día de los Juegos Panamericanos, se le debe dar más y mejor cobertura a todos los deportes.

Ya no se puede seguir manteniendo un sistema que funcione sobre frases hechas que no tienen base, ni lógica (por ejemplo, “es que no vende”).

Las copuchas y los cahuines también deben quedar a un lado. No importa cuánto gana Alexis Sánchez en Inglaterra, ni tampoco son relevantes la vida sexual, los escándalos o las estériles polémicas que tantas veces inundan las secciones deportivas. En este sentido, los periodistas deportivos deberán leer más y estudiar sobre pentatlón, vóleibol, gimnasia, tiro, pelota vasca o esquí acuático.

Hoy, Chile tiene la gran oportunidad de masificar la actividad deportiva. Ojalá sepamos enfrentar de buena forma tamaño desafío, pues nuestros deportistas ya hicieron lo suyo y establecieron un hito histórico.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas