">

El reto de la flexibilidad laboral en Chile

El concepto "trabajo" para los millenials tiene relación con buscar el equilibrio entre el trabajo y la vida personal, con el firme objetivo de buscar una buena calidad de vida. En contraste con ello, un informe sobre perspectivas laborales de la OCDE del año pasado señala que Chile es uno de los países que más horas trabaja al año entre 38 naciones.  

A pesar de que en nuestro país ha disminuido la cantidad de horarios laborales, esto no ha impactado fuertemente la productividad. Un análisis que los especialistas permanentemente señalan es que a pesar que en Chile se trabajan más horas, estas no son tan productivas como países que tienen jornadas laborales más acotadas.  

En comparación con otras naciones, en Chile se extiende por 222 horas más la actividad laboral, pero no se visualiza con claridad un aumento en los resultados.

¿Establecemos de manera correcta y eficiente las jornadas de trabajo? Esa es una pregunta que recae de manera más personal a cada uno de los empleadores, que poseen criterios bien distintos al momento de generar una planificación de los objetivos en cada una de las diversas áreas que presenta el abanico laboral para que los profesionales puedan desarrollar sus habilidades.  

Resulta válido entonces, reflexionar acerca de explorar otras medidas que potencien el trabajo a tiempo parcial, en cuanto a capacitación y fiscalización.

Muchos consideran al teletrabajo el paso siguiente y el gran desafío para nuestro país, pero también el generar instancias de desarrollo de conceptos innovadores en cuanto a como generar mayor productividad en menor cantidad de horas y con mayor flexibilidad en cuanto a la logística.  

En Estados Unidos existen casi 30 millones de personas que trabajan desde la casa, al menos, una vez por semana, complementando la vida personal con la laboral.

En otros países se utiliza esta modalidad por diversos factores y en los que se implementan planes piloto para monitorear el desarrollo de la iniciativa. Es un fenómeno que va definitivamente al alza y resulta imposible no preguntarse la cantidad de posibilidades que esto acarrea.  

¿Estamos preparados como sociedad para ir estableciendo nuevas formas de trabajo? Es una pregunta para cada uno de quienes participan de la fuerza laboral, pero que definitivamente las nuevas generaciones están dispuestas a guiar, estableciendo un debate tan necesario para su desarrollo. 

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas