Rebaja de dieta parlamentaria ¿populismo legislativo?

Muchos se han preguntado cuál es la razón de por qué varios diputados, rechazaron la presentación de un proyecto de un grupo de parlamentarios, referido a la rebaja de las dietas parlamentarias. Una aspiración que parece muy loable y de alta aceptación en la sociedad.

Las razones son varias.

No se trata de un proyecto de ley, sino más bien de un proyecto de resolución, de hecho, basta la firma de un solo diputado.

Sólo pretende tener efectos mediáticos y no aborda el problema en su complejidad total, que es que los sueldos de ministros y parlamentarios están ligados constitucionalmente y por ende cualquier modificación pasa por un proyecto del Ejecutivo. Eso es lo serio y lo real.

Lo que ocurre es que la generalidad de los ciudadanos, incluidos los medios de comunicación, muchas veces, les cuesta entender cómo funciona el Congreso, pues, los medios lo ven como si se tratara de un proyecto de ley, cuando no lo es.

Es, nuevamente un proyecto de resolución para la galería y las redes sociales impulsado por diputados del Frente Amplio, que busca quedar bien con la ciudadanía sin hacerse cargo del problema completo y es que las altas autoridades deben moderar o bajar sus dietas en conjunto.

Nuestra Constitución Política señala “Artículo 62, los diputados y senadores percibirán como única renta una dieta equivalente a la remuneración de un Ministro de Estado incluidas todas las asignaciones que a éstos correspondan.”

No se considera además ningún ajuste o diferenciación por región o territorio, no propone ingreso adecuado, ni comparado con qué.

En resumen, y tal como lo señaló el Jefe de Bancada de los diputados de Evópoli, Luciano Cruz Coke, si se tratara de un proyecto de ley o al menos una moción parlamentaria, cuya intención fuese abordar el asunto seriamente, habría existido, naturalmente, de parte de dicha bancada, la disposición a votarlo favorablemente.

Lo populista de esto, es que quienes presentan este proyecto saben que, aunque presenten mil proyectos iguales a estos, solo el Ejecutivo puede hacerlo viable, y por eso lo hacen sin pagar ningún costo, sin presentar realmente un proyecto en forma responsable y seria. S

Solo humo para la galería y sacar aplausos porque suena lindo, porque saben que seguirán ganando lo mismo a fin de mes. De un cinismo brutal. De ahí el voto en contra.

Y así lo defendió el diputado de Evópoli Sebastián Álvarez, a quien todos los diputados de su bancada, decidieron apoyar votando en contra de un proyecto falaz. Lo fácil habría sido aprobar, y obtener el aplauso fácil. Y abstenerse hubiera sido caer en el cinismo.  

Por eso, Cruz Coke, reafirma que se decidió votar contra algo que les pareció inviable en la práctica, y populista, al ser presentado como proyecto de ley, cuando no lo es realmente.

Lo cierto, es que no hay como modificar la dieta sin hacerlo también la de los Ministros de Estado, tal como lo expresa la normativa ya referida de nuestra Carta Fundamental. Y eso se logra a través de un proyecto de ley impulsado por el Ejecutivo.

Por esto es que se hace necesario denunciar el populismo y la falta de rigor en los procesos legislativos de nuestro Congreso Nacional.

Lamentablemente nuestro Congreso está lleno de estos actos, en que se presentan proyectos de marcada connotación populista, a sabiendas de que las cosas no cambiaran si en la práctica no vienen del Ejecutivo y se cuente con los votos necesarios. Aquí no hay ni lo uno ni lo otro. Y por eso proponen proyectos para la galería, para quedar como superhéroes.

Por último, es importante dejar en claro que las urgencias no se votan, y solo corresponden a proyectos de ley o mociones parlamentarias, que solo el Ejecutivo puede calificar como urgencia, y nunca por el Congreso.

Lo que se busca es confundir. El votarlo en contra, es un acto de protesta contra esta práctica populista de hacer creer una cosa por otra. Por lo pronto, la disposición de la bancada de Evópoli, como lo ha dicho su jefe de Bancada, es estar disponible a discutir este tema con rigor y rebajar la dieta, en la medida de que se trate de un proyecto serio.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas