Vendiendo la vida

Varias personas que he conocido que vienen a Chile desde Estados Unidos u otros países de Latinoamérica se sorprenden al ver que aquí se puede pagar todo en cuotas. Por ejemplo, puedes comprar en el supermercado y pagar en “cómodas” cuotas la mercadería adquirida.

Para muchos esto es positivo, ya que les permite comprar productos que de otra forma no podrían tener.Sin embargo, a más de alguno le ha pasado que cae en la tentación de comprar algo a crédito y luego no puede pagarlo. Y ahí empiezan los problemas. La deuda se agranda y se agranda hasta que no la podemos pagar.

Mientras más deudas tengamos más difícil nos será ahorrar. Últimamente poco se habla de tener ahorros, ahora la moda es comprar y pagar después. No obstante, ahorrar nos puede dar la posibilidad de jubilarnos antes de los 65 años. En Estados Unidos existe un movimiento que cada vez toma más fuerza y se conoce como “Early Retirement Extreme”, lo que podríamos traducir como “Jubilación Anticipada al Extremo” o “Jubilación Temprana”.

Este movimiento se caracteriza porque las personas han logrado ahorrar suficiente dinero para dejar de trabajar a la edad de 35, 40 o 55 años, como promedio.Y no eran millonarios ni tenían trabajos extraordinarios, eso es lo que hace de todo esto un logro más sorprendente aún.

El primer paso a seguir para lograr tener una jubilación temprana es analizar nuestros gastos y ver qué es lo que en realidad necesitamos de todas las cosas que frecuentemente compramos.Muchas de ellas son cosas que nos gustaría tener pero que en realidad no cubren ninguna de nuestras necesidades básicas.

En segundo lugar tenemos que dejar de pensar en que tenemos que disfrutar de la vida ahora en vez de limitarnos. Este es un pensamiento muy válido, yo mismo lo he tenido por mucho tiempo porque la verdad no sabemos qué nos puede pasar mañana. Pero, ahorrar y controlar nuestros gastos no debería ser sinónimo de una vida aburrida y sin ningún tipo de disfrute.

La clave de quienes son parte de este movimiento es que invierten gran parte de sus ingresos en su jubilación. En la mayoría de estos casos invertir significa ahorrar. Mientras más ahorras más dinero tendrás para dejar de trabajar. Y si ahorras menos tendrás que trabajar más años para lograr ser financieramente independiente.

Por ejemplo, si de lunes a viernes dejas de comprarte tu café que cuesta 1.000 pesos, estarías ahorrando 5.000 pesos a la semana. Quizás esto te suene a poco pero se traduce a 20.000 pesos al mes y a 240.000 pesos al año.Obviamente mientras más grande sea el porcentaje de ahorro que hagas mayor será el beneficio a largo plazo.

Como todo en la vida creo que hay que buscar un equilibrio. No tiene sentido ahorrar 90% de tu sueldo si vas a vivir pasando hambre, frío y durmiendo mal. Claro, tampoco tiene sentido gastar el 200% de tus ingresos en pagar tu tarjeta de crédito. Es probable que tengas muchas cosas materiales pero muchas más preocupaciones.

Y es ahí cuando el dinero no compra la felicidad, porque no quita el estrés, las noches sin dormir y la ansiedad de no saber cómo salir de los problemas.

Desde Facebook:

Guía de uso: Este es un espacio de libertad y por ello te pedimos aprovecharlo, para que tu opinión forme parte del debate público que día a día se da en la red. Esperamos que tus comentarios se den en un ánimo de sana convivencia y respeto, y nos reservamos el derecho de eliminar el contenido que consideremos no apropiado

Edición
Manola Robles es editora de opinión en Cooperativa.cl mrobles@cooperativa.cl
Columnas recientes
Columnistas